Search

Plan de Reducción de Enfermedad y Muerte Infantil, PREMI

How valuable is this shared knowledge to your work?
5
Average: 5 (3 votes)
Your rating: None
Text Date: 

1985

En 1985 el Gobierno de Ecuador, con el apoyo de la Academy for International Development, puso en marcha el Plan de Reducción de
Enfermedad y Muerte Infantil, PREMI. El objetivo clave del proyecto era reducir las tasas nacionales de morbilidad y mortalidad por cuatro causas principales: enfermedades infantiles prevenibles con vacunas, diarreas, desnutrición e infecciones respiratorias agudas. El programa de inmunización tenía el objeto de aumentar la cobertura de los niños menores de un año de edad del 48% al 80%.

Methodologies: 
El proyecto utilizó los medios de comunicación para poner de relieve la importancia de la supervivencia infantil y del PREMI como las formas adecuadas para mejorar las tasas de supervivencia infantil. El PREMI elaboró una campaña de comunicación que promocionaba las inmunizaciones, la terapia de rehidratación oral, el control del crecimiento y la lactancia materna. Se centraba principalmente en las inmunizaciones infantiles. Las actividades que generaban conciencia utilizaban una amplia serie de canales de comunicación, como creativos comerciales de televisión emitidos con frecuencia y una gran cantidad de materiales impresos distribuidos a la población en general y también a las madres, trabajadores de salud de seguridad social, maestros de escuelas primarias, estudiantes, médicos y dirigentes políticos.

Cuando en junio de 1988 concluyó el proyecto PREMI, la Unidad de Comunicaciones del Instituto Nacional para la Infancia y la Familia (INNFFA), había producido un total de 39 materiales impresos que incluían un afiche de nutrición, cuatro folletos de investigación (que contenían 13 estudios), dos libros de ventas subvencionadas, un texto de metodología de capacitación, 26 afiches de enseñanza para la salud con las guías para el profesor correspondientes, un libro en formato de historietas y su guía, y dos libros de referencia técnica para médicos.

Además de difundir mensajes en los medios de comunicación, el PREMI realizó una serie de siete jornadas especiales en las cuales miles de niños fueron inmunizados. Antes de cada jornada, se realizaron promociones en medios de comunicación para informar a los padres sobre los horarios y lugares donde se podían obtener las inmunizaciones. A nivel local, el Ministerio de Salud, en cooperación con otras organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, movilizó a los padres para llevaran a sus hijos a inmunizarse en los momentos designados. Para que los servicios de inmunización fueran más accesibles, se establecieron lugares de inmunización adicionales a las instalaciones de salud habituales.
Resultados: 
El proyecto utilizó los medios de comunicación para poner de relieve la importancia de la supervivencia infantil y del PREMI como las formas adecuadas para mejorar las tasas de supervivencia infantil. La sigla del programa PREMI fue ampliamente reconocida por los ecuatorianos. Inmediatamente después de la primera jornada de octubre de 1985, cerca del 30% de la población conocía la sigla PREMI sin ayuda. En agosto de 1986, después de dos rondas de jornadas, los niveles de reconocimiento aumentaron al 65%. Los entrevistados de encuestas bipartitas (urbanas y rurales) realizadas en los primeros seis meses del PREMI, declararon sistemáticamente a la radio, seguida de la televisión, como su principal fuente de información acerca del PREMI. Aproximadamente el 80% de los entrevistados afirmaron poseer una radio y cerca del 60%, televisores.

Una encuesta realizada en abril de 1987, 18 meses después de la campaña, concluyó que el 40% de la población general y el 62% de los propietarios de radios recordaban la inmunización como el tema de los mensajes por radio sobre la salud. El PREMI se asoció a un cambio significativo en el conocimiento acerca del momento de comenzar las inmunizaciones. Los datos de las encuestas indicaron una proporción cada vez mayor de entrevistados con el conocimiento correcto: el 65% en noviembre de 1985; el 72% en abril de 1986; el 90% en julio de 1986 y el 91% en abril de 1987. La cobertura de la inmunización contra el sarampión entre los niños de 12 meses aumentó del 15% en 1985 al 35% en 1987.
Source: 

Tomado del manual "Comunicación estratégica para proyectos de desarrollo: conjunto de herramientas para jefes de equipo de proyectos" - Cecilia Cabanero-Verzosa.

How valuable is this shared knowledge to your work?
5
Average: 5 (3 votes)
Your rating: None